BioSejo

esto es —como [casi] diría Voet,D. et al. en el subtítulo de su libro de bioquímica— "Mi Vida a Nivel Molecular"… blog de sejo con colaboración de la sejoina, la sejosa, la sejasa, el sejinTriFosfato, y otras c-osas y cos-inas más

Necesito su opinión al respecto.

¿Qué es mejor? ¿Qué harían ustedes?

1. Hacer un posgrado en lo que les apasiona demasiado, y dedicarse a investigar en ese rubro. Como sea, tomando esta opción, saben que están usando recursos (materiales y humanos, incluyendo a ustedes mismos en esto último) que podrían invertirse mejor en investigación y acciones que ayudaran a aliviar los males de la humanidad (hambre, cáncer, SIDA.. y bueno, enfermedades vasculares y diabetes, no despreciándo a las últimas sino sabiendo que ahí lo más importante es la prevención).

2. Dedicarse a la erradicación de los males arriba mencionados (supongo que específicamente a alguno de ellos, aunque igual se podrían desarrollar cosas que ayudaran a los demás). Estarían sacrificando lo que más más los inquieta y apasiona (al menos mientras no se alivien esos problemas), pudiéndose quedar y/o sentir un poco vacíos, aunque estarían trabajando con una de sus sub-pasiones y estarían viendo por el bien del mundo,

Escribiéndolo me quedó un poco más claro cuál sería mi elección. Como sea quisiera ver qué opinan.

Hace unos meses hubo un cambio de diseño, formato y opciones en Facebook. Para fines de este post, diremos que Facebook pasó de ser la versión A a la versión B. Sucedió el cambio, mucha gente se quejó y trató de revertir el cambio.

Estos días hubo un nuevo cambio. De la versión B a la C, digamos. Y la gente se queja y pide revertir la modificación.

Ahora, yo me pregunto, basado en mi observación de que los que se quejaron del primer cambio son en general los mismos que los que se quejan del segundo: ¿a cuál versión quieren regresar? ¿a la versión A? No, me parece que quieren regresar a la versión B, de la cual se quejaron inicialmente. ¿Quieren tener de nuevo la versión B porque vieron que no pueden regresar a la versión A? O más bien por necesidad aprendieron a usar y gustar de la versión B, se acostumbraron a ella a pesar de sus quejas iniciales, supieron cómo sacarle provecho a las novedades que ofrecía, y ahora la defienden porque no quieren sentirse fuera de lugar de nuevo.

Si ese último es el caso, mi “atrevida” inferencia es que dado que no se revertirá el cambio, esta gente que se queja aprenderá a usar y gustar de la versión C, y se acostumbrará a ella. Si es así (y pienso que sí), entonces me pregunto para qué demonios la necesidad de las quejas amargas y de llenar la News Feed de mala vibra, siendo que no es un cambio que se hace con el fin de molestar a la gente, sino de permitir una mayor y más amplia comunicación entre las personas [1,2]. Será gracioso que en el cambio de la versión C a la D (¡Sí, en algún momento sucederá ese otro cambio!), las personas se sigan quejando sin darse cuenta de que 1) sólo gastan energía en procesos negativos y estresantes (y por lo tanto no sanos [citation needed]), y 2) en algún momento terminan usando, aprovechando, gustando, y defendiendo a la nueva versión.

Por otro lado está el asunto de agradecer y disfrutar la vida. ¡Tenemos la gran oportunidad de comunicarnos y compartir nuestras vidas a través de ese sitio! ¡Disfrutemoslo y aprovechémoslo en lugar de amargarnos por nimiedades!

Diría que hay que escribir un libro sobre las actitudes ante el cambio, pero me parece que ya existe y se llama ¿Quién se ha llevado mi queso?. No lo recuerdo bien, pero tengo la impresión que es una lectura recomendada para aquellos Facebook-reaccionarios 🙂

Saludos

Muchas veces había escuchado y leído que no podemos sentir sin “meter nuestra cuchara”, pero no me convencía. Por ejemplo, para lo que escribí sobre SejoTech y cómo jugar con la visión, suponía que “sólo” se trataría de estimular el lugar donde se reciben las señales visuales de tal forma que se generaran las imágenes deseadas en la mente del usuario.

Ahora estoy convencido, no podemos sentir (percibir) sin interpretar, al menos naturalmente (porque hay patologías interesantes donde eso se ve alterado). Eso hace al asunto más complejo y emocionante. Por ejemplo, siempre que vemos estamos interpretando. Si vemos a un lugar donde hay gente, sabemos inmediatamente que hay gente, y podemos aproximar el número de personas (o acertar en el caso de números pequeños). Generalmente en las zonas urbanas, a donde volteemos hay palabras. Si vemos esos escenarios con palabras, sabemos inmediatamente que son palabras, formadas por letras. No sucede que en nuestro campo visual hayan imágenes puras, la combinación de información de muchos sensores ópticos, y que sepamos que hay letras (o personas) hasta que pongamos atención consciente.

Suena fácil porque estamos acostumbrados a que suceda. Es tan habitual que puede no ser evidente (como me pasaba tiempo atrás). Como sea, un científico computacional o alguien similar involucrado con investigación y desarrollo de procesos de reconocimiento de imagen, opinará que no es algo sencillo tratar de acercarse a las capacidades que tiene un ser humano usando computadoras y redes neuronales. Para las computadoras en general las imágenes sólo son información de color y su localización (no sé mucho de computación [no sé mucho de todo], así que no estoy seguro de cómo funcionen los formatos de imágenes digitales).

Entiendo que hay buenos avances respecto a esas tecnologías computacionales, como podemos ver demostrado en el nuevo iPhoto en Mac. Ese software usa detección de caras para saber dónde hay caras en las fotos, y reconocimiento de caras para saber quién es cada cara, esto último basado en información inicial provista por el usuario (Página de iPhoto de Apple).

Eso me recuerda a algún post que escribí en mi primer blog, proponiendo un experimento. Planteé (dudo haber sido el primero) que si se tuviera un generador aleatorio de imágenes de cierto tamaño corriendo durante el tiempo suficiente para realizar todas las combinaciones posibles de colores (o tonos de grises) en los píxeles, habría imágenes resultantes que serían exactamente iguales a imágenes ya existentes, imágenes resultantes que serían modificaciones de esas imágenes ya existentes, imágenes resultantes que mostrarían escenas históricas (por ejemplo, lo que habría sido una foto de la crucifixión de Jesús), imágenes resultantes que mostrarían escenas históricas modificadas, imágenes resultantes que mostrarían sucesos del presente e imagénes resultantes que serían modificaciones de éstas, imágenes resultantes que mostrarían eventos futuros e imágenes resultantes que serían modificaciones de éstos, además de imágenes resultantes que mostrarían lo equivalente a lo que hemos visto como humanidad al soñar y/o imaginar. Me parece realmente asombroso pensar en todas las posibilidades. Claro que el número de imágenes resultantes “sin sentido” sería mucho mayor al número de imágenes que serían interesantes, y siendo tantas imágenes sería verdaderamente tedioso (y tal vez físicamente imposible, dependiendeo del número de colores y píxeles usados en el generador de imágenes) clasificarlas usando personas. En este experimento que me parece sería hecho más que nada “porque se podrá”, pienso que entrarán los software de reconocimiento de imagen, que se podrán implementar al generador de imágenes, filtrando entonces las imágenes que nos parecerían irrelevantes de acuerdo a parámetros específicados (o aprendidos por las máquinas). En principio ya podría hacerse el filtrado de imágenes con caras, y usando la tecnología de Apple, hasta filtrar todas las imágenes generadas aleatoriamente con la cara de alguna persona especificada.

Está intrigante, usando eso último podrías verte en todos los lugares y situaciones que has estado, en todos los lugares y situaciones en los que estarás, y en todos los lugares y situaciones en los que nunca has estado ni estarás.

Como muchas veces, este post no tenía una idea central, más bien sucede que hago una “lluvia” (o tormenta) de ideas respecto a un tema, y/o dejo a mi mente que explore las diferentes conexiones. Y es impresionante que eso suceda (así como el hecho de que veas estos pixeles y los interpretes como palabras con su respectivo significado)